31 de enero de 2013

Después de un tormento

No sé si de estas oscuras
ascuas que me inundan saldré;
un barco en la búsqueda infinita
del mar que a tientas encontré.

                    ·

Quizás a mi el viento sonroje
las pupilas del ayer y ayer
tuve que mirarte y no verte
para así morir, morir ayer.
Se ha producido un error en este gadget.