3 de julio de 2009

Filosofía de vida

Con una buena amiga, recientemente, en la barra de algún bar, he estao discutiendo de lo bueno y lo malo, el más allá y quizás un allá imposible que nunca nos llegará, bueno, además de la implicación de la Iglesia y nuestra educación en esa idea metafísica.

Hablando de lo metafísico, dicha amiga me comenta esa pregunta retórica a la que normalmente no se le tiene respuesta, por qué tienen que pasarnos tantas desgracias a las personas, decía ella. Curiosamente encontré una respuesta.

Yo le decía que en la vida, tiene que haber males, desafortunadas situaciones para la existencia de la vida para que no carezca de importancia. Explicaba que no hay nada tan grande como vivir, realmente, sí, vivir es algo tan inalcanzable, que se nos tiene que dar muestra de nuestra existencia y que tal funcione. Es como la lógica proposicional, A entonces B, Vida entonces desgracias.

Creo que no hay nada que esté por encima de la vida misma. Es lo suficientemente grande como para que no lo haya. Entonces me acordé de una forma de verlo de otro gran amigo, "Vive de manera que cuando nazcas todos rían y tu llores, y muere de forma que todos lloren y tú rías"

Me quedaré con esa idea, al menos para estre trozo de semana que me queda por vivir.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.